lunes, julio 25, 2011

Pelo

El otro dia me corte el pelo y en vez de ir por Gaona, agarre para el lado de Villa del Parque. Ahi hay un peluquero barato y bueno que me corta economicamente y bien. Sin embargo, el tipo no estaba. Habia un cartelito en la puerta hecho muy a las apuradas "hoy y mañana no te corto el pelo, boludo". Ok, no decia eso, la intencion si. Entonces, medio que me agarre la cabeza y pense que debia haber alguna otra peluqueria que no sea la de enfrente que tenes que pagar 49$ para que te rapen. Osea, estar sentado 4 minutos e irte. No daba. Empece a caminar por Cuenca y no encontraba peluqueria. Camine y camine, y pase por dos que no vi. Cuando volvia, resignado, las vi. La primera te cobra $55. Pregunte muy amablemente si tenia que pagar eso por estar sentado 4 minutos y me dijeron si. Que me iban a decir? Que me prestaban la maquinita y la devolviera al otro dia? La segunda peluqueria fue la elegia del dia. $45. Una ganga. Me corte el pelo, estuve sentado menos tiempo del que calcule y me fui con el culo bien roto.

¿Que aprendimos? 1- A tenes paciencia. Si no esta tu peluquero, te tomas un cafe y volves a casa. Otro dia te cortas el pelo. 2- Si no tenes paciencia, vas a Gaona que tiene entre Donato Alvarez y Artigas 18 peluquerias. Increible, pero esto es verdad. Entre las calles que cortan y sobre la avenida hay casi 20 peluqueros. Datos que no parecen descabellados (ja, que groso soy) porque en mi vida vi a alguien con el pelo feo por mi barrio.

Pero bueno, son cosas que pasan.
Brian.

2 comentarios:

Josi dijo...

sos un tipo peli-grosso

Fran López dijo...

Quiero aprovechar el espacio para dejar un recuerdo a "Coquiñus", que quedaba en Nogoyá, Nazca y la vía.