sábado, noviembre 19, 2011

Cine

El otro dia fui a la primer funcion de "la piel que habito", la nueva pelicula de Almodovar al cine Arteplex de Villa del parque y creo que me di cuenta de todo. Llegue un ratito antes para compras las entradas y tuve la oportunidad de ver como el proyectista (¿?), no se como se dice, el tipo que pasa la pelicula, entraba al cine y prendia las luces de las marquesinas. Me enamore. Para mi fue un momento magico. Entiendan que es una pelotudes lo que el tipo hizo, apreto un boton y varias lucesitas se prendieron pero no puedo explicar bien que produjo adentro mio que me quede idiota mirando esas lamparitas medio gastadas y sin sincronizacion para apagar y prenderse. Deberia haber trabajado o estar trabajando en un cine. Me lo perdi.
Brian.


3 comentarios:

Fran López dijo...

Casi lo mismo me pasó dos veces.

tom tom dijo...

me olvide de decirlo, pero pienso que esto es una obra maestra licenciado Janchez

malfatti dijo...

Gracias Brian por pasar por el blog! y si la verdad es que Oscar es una Gran Influencia! Jajaja, a veces me parece que lo miro mucho y se me pega. Muy bueno lo tuyo!